¿Qué son los mosquitos y cómo son?

Los mosquitos, insectos del orden Díptera, son organismos voladores especialmente conocidos por su molesta picadura. La vida media de los machos es de apenas 6 días, mientras que las hembras pueden vivir de 1 a 2 meses en verano. Si hibernan, incluso pueden llegar a vivir 6 meses. 

¡Nadie está a salvo de los mosquitos! Se distribuyen mundialmente con una gran variedad de especies y familias, con hábitos y comportamientos diferentes.

Somos su blanco perfecto porque, aunque se alimentan principalmente de néctar, los mosquitos hembra en su fase adulta deben alimentarse de sangre, ya que las proteínas que reciben de este alimento son útiles para la puesta de huevos. Es entre el atardecer y el amanecer (durante toda la noche) cuando las hembras de mosquito suelen estar más activas en busca de su tan preciado alimento. No obstante, algunas especies (como el mosquito tigre) pican durante el día.

En común, todos los mosquitos necesitan la presencia de agua para su reproducción, de ahí que las zonas con agua estancada sean un auténtico foco de proliferación de mosquitos. Este agua estancada puede ser tanto de origen natural (estanques, arroyos, ríos, lagos) como de origen artificial: bidones, desagües, toneles, neumáticos, floreros… ¡e incluso en los recipientes de agua para las mascotas! Es por ello, que debemos tener un especial cuidado y control de las zonas con gran cantidad de agua estancada, limitando y evitando así la proliferación masiva de focos de mosquitos.

Morfología

  • 2 alas largas y estrechas, con venas muy marcadas.
  • Cabeza con probóscide o pico largo.
  • Tamaño de 3 a 9 mm.
  • Cuerpo y patas cubiertas de escamas.
  • Color normalmente gris oscuro, pero hay una amplia gama de colores y tonalidades.
  • Antena plumosos en machos y velludas en hembras.

4 enfermedades que transmiten los mosquitos

Al picarnos, el insecto inocula sustancias de acción anestésica y anticoagulante, donde encontramos los agentes infecciosos procedentes de anteriores picaduras. En concreto, el mosquito es vector de numerosas enfermedades infecciosas como pueden ser el dengue, la encefalitis, la fiebre amarilla o la malaria.

Según la Organización Mundial de la Salud, las enfermedades transmitidas por vectores representan unas 700.000 muertes al año. En concreto, estas enfermedades siguen un patrón demográfico y social. Es decir, encontramos mayor proporción de estas enfermedades en países más cálidos, tropicales y subtropicales y normalmente, en poblaciones más pobres donde la higiene sanitaria no es suficiente.

En concreto, veremos 4 de las enfermedades más destacadas transmitidas por mosquitos:

 

Enfermedad del sueño.

Enfermedad caracterizada por un sueño incontrolable durante todo el día.

  • Vector: transmitida por la mosca tsé-tsé (Glossina sp)
  • Microorganismo patógeno: Trypanoma brucei, en los cuales hay 2 subespecies: la T.b. rhodeniense y la T.b. gambiense. La primera es más grave e incontrolable, aunque solo se encuentra en el 3% de los afectados.
  • Localización: La enfermedad podemos encontrarla principalmente en África, ya que en el resto del mundo apenas tiene presencia. En 2009, el número de casos notificados se redujo a menos de 10.000 por primera vez en 50 años; y en 2015 se produjeron 2.804 casos registrados.
  • Síntomas: Fiebre, dolor de cabeza, ansiedad, insomnio, sudoración, ganglios linfáticos inflamados, picadura inflamada y dolorosa y somnolencia incontrolable durante todo el día. Puede provocar la muerte a causa de insuficiencia cardiaca.
  • Tratamiento: Existen medicamentos para tratar la enfermedad del sueño, como la pentamidina o el melarsoprol. Sin embargo, son medicamentos tóxicos, por lo que no pueden ser utilizados de manera preventiva.

 

Malaria

La malaria o paludismo, es una enfermedad infecciosa en los glóbulos rojos, lo que produce principalmente anemia y síntomas gripales. Los niños pequeños, las embarazadas o los enfermos de VIH son los objetivos principales.

  • Vector: Mosquito del género Anopheles. Pican sobre el anochecer y el amanecer.
  • Microorganismo patógeno: El microrganismo que causa esta enfermedad es el Plasmodium.
  • Localización: La mayor carga de malaria reside en África, al sur del Sahara, en zonas tropicales y climas cálidos. Actualmente, se dan de 300 a 500 millones de casos de malaria, donde más de 1 millón de personas muere.
  • Síntomas: Principalmente, anemia, fiebre, sudoración, dolor de cabeza, dolor muscular, náuseas, vómitos, convulsiones, sangre en las heces, coma o ictericia (coloración amarillenta de la piel por trastornos hepáticos)
  • Tratamiento: Las vacunas para la malaria aún siguen en desarrollo,  de momento no hay una cura totalmente eficaz para la enfermedad, aunque existen tratamientos para las infecciones resistentes a los antibióticos contra la malaria, como el uso de atovacuona, doxiciclina, arteméter, etc.

 

Virus del Dengue.

El dengue es una enfermedad de tipo gripal que afecta principalmente a bebés, niños pequeños y adultos, pero raras veces resulta mortal.

  • Vector: Mosquito Aedes aegypti.
  • Microorganismo patógeno: Virus en 4 posibles formas DEN-1, DEN-2, DEN-3 o DEN-4
  • Localización: Climas tropicales y subtropicales de todo el planeta, sobre todo en las zonas urbanas y semiurbanas. Alrededor de la mitad de la población del mundo corre el riesgo de contraer esta enfermedad, se dan 390 millones de infecciones por dengue cada año. 
  • Síntomas: Los síntomas incluyen fiebre alta, dolores de cabeza, dolor en las articulaciones y los músculos, vómitos y sarpullido, sangrado en la nariz, las encías o debajo de la piel. También causa síntomas gripales y, en ocasiones, evoluciona hasta convertirse en un cuadro potencialmente mortal llamado dengue grave
  • Tratamiento: No hay un tratamiento específico, aunque existe vacuna y ya se está poniendo en marcha. La mayoría de las personas con dengue se recupera en unas dos semanas

 

Virus Zika.

El virus del Zika produce fiebres altas y síntomas gripales. En niños y adultos, da lugar a un aumento del riesgo de complicaciones neurológicas.

  • Vector: El mosquito que transmite el zika es Aedes aegypti, como el del Dengue. Es un mosquito doméstico, que prefiere picar a los seres humanos. Es más activo a media mañana y antes del atardecer.
  • Microorganismo patógeno: Virus zika o zikv
  • Localización: El brote comenzó en zonas tropicales como Tanzania y Uganda, pero se extiende actualmente por casi todo el mundo.
  • Síntomas: Fiebres, dolor muscular y articular, malestar, erupciones, conjuntivitis, y cefaleas. La mayoría de las personas infectadas son asintomáticas. Durante el embarazo puede causar microcefalia y otras malformaciones congénitas. 
  • Tratamiento Actualmente no hay vacuna contra el Zika. Se recomienda beber muchos líquidos y reposo. El tratamiento se basa en evitar que el mosquito consiga picarnos, para ello, se utilizan por lo general repelentes fuertes.

 


Prevención, control y tratamiento.

El acceso a servicios de agua y saneamiento es un factor importante para el control y la eliminación de los vectores de las enfermedades que hemos visto, entre otras.

Por ello, es vital reducir la presencia de los focos de reproducción de mosquitos, como pueden ser áreas de agua estancada, ríos o desagües.

Para evitar que entren en nuestros hogares, lo ideal es poner mosquiteras en ventanas, especialmente si vivimos en zonas rurales o próximas a ríos, lagos o jardines.

Como es obvio, podemos usar insecticidas de uso comercial como alternativa, aunque deben usarse con extrema precaución ya que son tóxicos.

NO está recomendado el uso de repelentes ultrasonido. Los expertos indican que no son efectivos- ya que el mosquito no lo escucha, y si lo escucha, se habitúa al sonido y acaba siendo inmune al él .

Lo ideal es contactar con profesionales si observamos un foco de mosquitos. Desde Ezsa Sanidad ambiental tenemos una amplia experiencia en la eliminación y control del mosquito. Pincha en el siguiente enlace para obtener más información:

 

Eliminar mosquitos


En EZSA Sanidad Ambiental, somos expertos en el control y tratamiento de plagas o focos de mosquitos. Si quiere recibir más consejos o concertar una visita de un técnico de EZSA, llámenos al 900 264 438.